Clostridium butyricum

Clostridium butyricum

El Clostridium butyricum es un gran probiótico para el intestino y la salud del cerebro, ya que es una bacteria productora de ácido butírico.

Propiedades del Clostridium butyricum

Esta bacteria es ideal para ayudarnos con los problemas de alergias y asma y puede mejorar los síntomas metabólicos en la obesidad, ya que es capaz de aumentar los niveles de butirato en nuestro cuerpo.

El butirato (ácido butírico) es un ácido graso de cadena corta (SCFA) que sirve como energía para las células epiteliales del colon, desempeña un papel clave en el mantenimiento de la homeostasis inmunológica intestinal y ejerce efecto antiinflamatorio.

Además, la acción del butirato, no se limita al tracto intestinal, sino que se disemina por todo el cuerpo y puede ejercer efectos neuroprotectores en los trastornos neurodegenerativos y mejorar los déficit de conducta.

Esta bacteria bacterias Gram-positiva, se puede encontrar en el suelo y en los intestinos de animales y humanos sanos.

 

 

Beneficios del Clostridium butyricum

Neuroprotector

Esta bacteria restaura el butirato en el cerebro, aumenta los niveles de Factor neurotrófico derivado del cerebro (BDNF, que es una proteína que actúa como factor de crecimiento y favorece la supervivencia de las neuronas, reduce la muerte celular neuronal y atenúa significativamente la disfunción cognitiva.

Ejerce efectos neuroprotectores contra la lesión por isquemia a través de mecanismos antioxidantes y antiapoptóticos (prevención de la muerte celular). Atenúa el deterioro cognitivo.

 

Beneficioso para el tracto Gastrointestinal

Modifica la microbiota intestinal de manera beneficiosa mediante el aumento de  Bifidobacterias y Lactobacilos y la reduciendo las poblaciones de bacterias no deseadas.

Es eficaz para prevenir y tratar la diarrea asociada a antibióticos en niños y previene el daño en la mucosa del intestino.

Puede combatir las infecciones gastrointestinales

En pacientes con colitis ulcerosa parace causar una mejoria significativa de los síntomas clínicos.

Aumenta los Lactobacilli y las  Eubacterium , aumenta las concentraciones de n-butirato, propionato y acetato, y alivia la colitis.

 

Combate el Helicobacter pylori y mejora las úlceras gástricas

El uso combinado de C. butyricum redujo los cambios en la flora intestinal y disminuyó la incidencia de efectos secundarios gastrointestinales en pacientes que pasaban por la terapia de erradicación de H. pylori,  incluyendo la diarrea asociada a antibióticos en humanos.

Por su parte, el probiotico solo, inhibe el crecimiento del Helicobacter pylori y cura la infección persistent

Alivia el daño de la mucosa gástrica y mejora los síntomas de las úlceras gástricas, a través de sus actividades antioxidantes y antiinflamatorias. Esta bacteria alivia el estrés oxidativo aumentando la actividad de superóxido dismutasa y catalasa y disminuyendo los niveles de malondialdehído

Puede combatir la obesidad

Parece reducir la acumulación de grasa en el hígado y la sangre, reducir los niveles de insulina y mejorar la tolerancia a la glucosa y la sensibilidad a la insulina.

Puede reducir la lipogénesis (producción de grasa) a través de sus metabolitos como el butirato, porque parece mejorar la inflamación del tejido graso.

 

Alergias

Mejora el asma y la IgE específica del suero en los pacientes tratados con inmunoterapia específica (SIT), aumenta la IL-10 y convierte las células B específicas de antígeno en células B reguladoras.

Estimula la producción de IgA, IgM e IgG y activa la inmunidad local.

Parece aumentar las enzimas degradadoras del colesterol y mejora la enfermedad hepática grasa no alcohólica.

 

Usos del Clostridium butyricum

  • Asma
  • Alergia
  • Obesidad
  • Diarrea
  • Estreñimiento
  • Síndrome de intestino irritable.

 

 

Contraindicaciones del Clostridium butyricum

Este tipo de probiotico es muy dicifil de encontrar en el mercado, porque no todas las cepas son seguras para el consumo humano, mientras que las cepas no toxigénicas se utilizan actualmente como probióticos en Asia, otras cepas han estado implicadas en patologías, como el botulismo en los recién nacidos o enterocolitis necrotizante en neonatos prematuros.

 

 

 

Clostridium butyricum

Me encantan tus preguntas y comentarios