Remedios Naturales

Remedios Naturales para el lupus

lupus-770x445

El lupus es una enfermedad crónica en la que el sistema inmune ataca los propios tejidos y órganos sanos del cuerpo

¿Que es el lupus?

El lupus o lupus eritematoso sistémico es una enfermedad autoinmune en el cual el sistema de defensa del organismo se altera y no reconoce qué células son propias y cuáles son extrañas.

Por ello, puede afectar a numerosos tejidos sanos y ocasionar enfermedades de la piel, artritis, anemia, convulsiones o problemas psiquiátricos y hasta dañar a otros órganos internos, como el riñón, los pulmones o el corazón.

El lupus, usualmente, afecta a mujeres en la edad fértil, aunque también puede presentarse en hombres e incluso a niños siendo la herencia un factor importante para su aparición aunque también existen factores desencadenantes como la luz solar, reacciones alérgicas, virus, estrés emocional, la interrupción de estrógenos debido al embarazo, la menopausia o los anticonceptivos, los desequilibrios hormonales, algunos medicamentos, mala digestión, y la toxicidad de metales.

Sintomas del Lupus

El lupus causa síntomas tanto de forma directa, por culpa de la inflamación que genera, como indirectamente, aumentando los niveles de estrés y afectando psicológicamente a la persona, causando ansiedad, depresión, pérdida de memoria e insomnio.

Suele aparecer en brotes. Es decir, puede haber largos periodos de tiempo en que la persona que lo padece permanece sin presentar síntoma alguno, dando la sensación de que el lupus se ha curado completamente.

Sin embargo, no es así, ya que, tras un periodo de tiempo variable, suele aparecer un nuevo brote, a veces, hasta más intenso que el anterior.

  • Inflamación del riñón (glomerulonefritis)

  • Hipertensión arterial

  • Hemorragias e infecciones frecuentes por el fracaso del sistema de defensa de nuestro organismo.

Los síntomas más comunes del lupus son:

  • fatiga crónica
  • dolores en las articulaciones
  • dolores musculares
  • rigidez, hinchazón y edema
  • dificultad para respirar y dolor en el pecho
  • dolores de cabeza
  • fiebre
  • erupciones cutáneas (a menudo en la cara- eritema malar)
  • sensibilidad al sol
  • depresion y ansiedad
  • Frialdad en los dedos de las manos y de los pies (la enfermedad de Raynaud)
  • Síntomas recurrentes similares al resfrío v o sudor nocturno
  • insomnio
  • caida del pelo
  • pérdida de peso
  • visión borrosa y sequedad en los ojos
  • llagas en boca y úlceras en la nariz
  • anemia y debilidad
  • pérdida de memoria y confusión

Esta inflamación sistémica puede derivar en una serie de complicaciones médicas como son:

Hipertension

Enfermedades del corazon

Daño renal

Daño pulmonar

Infecciones

Convulsiones

Accidente cerebrovascular

 

Alimentos Prohibidos para el lupus

Algunos alimentos pueden contribuir a que se dispare la inflamación del lupus y empeorar sus síntomas, entre ellos están:

-. El Gluten: El gluten es un tipo de proteína que se encuentra en el trigo, la cebada, el centeno y la mayoría de los productos que contienen harina. La intolerancia al gluten es muy común porque contiene una sustancia muy dificil de digerir y que da la orden a nuestro intestino de aumentar la permeabilidad, contribuyendo a a aumentar los síntomas del síndrome de intestino permeable, la inflamación sistemica o desencadenando ataques de asma.

-. Grasas trans y saturadas: Estas grasas se encuentran en la comida rápida, en los fritos y en la comida preparada y envasada. Este tipo de alimentos aumentan la inflamación y puede empeorar los problemas de corazón

-.Azúcar: El exceso de azúcar puede estimular en exceso el sistema inmune y aumentar el dolor.

-.Alimentos ricos en sodio: Debido a que el lupus puede dañar los riñones, lo mejor es tratar de mantener los niveles de sodio y sal bajos para evitar la retención de líquidos, la hinchazón y agravar los desequilibrios de electrolitos.

-.El alcohol y la cafeína: pueden aumentar la ansiedad, empeorar la inflamación, dañar el hígado, aumentar el dolor, causar deshidratación y agravar los problemas relacionados con el sueño.

-.Algunas leguminosas:  tanto las semillas, como los brotes de alfalfa, las judías verdes, los cacahuetes, la soja y los guisantes, contienen una sustancia llamada L-canavanina, el cual es un aminoacido que se ha relacionado con el problema del lupues y se sabe que empeora esta condicion.

También es muy importante evitar fumar cigarrillos y el uso de drogas recreativas. Estos pueden empeorar el daño pulmonar y la inflamación de manera significativa, lo que lleva a complicaciones, tales como infecciones.

 

Alimentos recomendados para el lupus

-.Alimentos ecologicos: ayudan a reducir la exposición a los aditivos sintéticos, toxinas o pesticidas.

-.Los vegetales crudos: alcalinizan el organismo, reducen la inflamación y mejoran la digestión

-.Pescado azul salvaje: proporciona grasas omega-3 para ayudar a reducir la inflamación, el riesgo de enfermedades del corazón y el dolor. Las fuentes incluyen el salmón, las sardinas, el arenque, la caballa, el atún y el fletán.

-.Alimentos ricos en antioxidantes:  entre los que se incluyen: verduras de hoja verde, ajo, cebolla, espárragos, aguacate y frutos del bosque. Estos alimentos son ricos en fibra, vitamina C, selenio, magnesio y potasio, que ayudan a prevenir el daño de los radicales libres, mantienen en forma las articulaciones y reducen la sensación de fatiga.

-.Caldo de huesos casero: por su alto contenido en gelatina ayuda a reparar la pared intestinal y puede reducir los síntomas autoinmunes e inflamatorias que se asocian con el lupus.

-.Alimentos que ayudan a hidratar la piel : entre ellos encontramos el aguacate, las nueces, las almendras, el aceite de coco, el aceite de oliva, los pepinos, el melón, beber gran cantidad de agua y el té verde.

 

Remedios Naturales para el lupus

Omega-3 de aceite de pescado:  el EPA y el DHA, presentes en el aceite de pescado son muy útiles a la hora de reducir la inflamación

La vitamina D3: puede ayudar a regular el sistema inmune y disminuir los síntomas de depresión  y ansiedad.

MSM: es un antiinflamatorio natural que puede ayudarnos también a reparar nuestro intestino

Chlorella con Espirulina: alcalinizan el organismo, ayudan a reparar el intestino, proporcionan nutrientes y electrolitos, detoxifican el cuerpo de metales pesados, mejoran la función renal y hepática y nos aportan un alto nivel de antioxidantes, vitaminas y energia.

Cúrcuma: funciona de manera similar a los esteroides utilizados para combatir la inflamación y el dolor

 

 

Remedios de la Abuela para el lupus

Receta 1:

  • mezclar a partes iguales raiz de bardana y diente de leon
  • Poner una cucharada 4 cucharadas de esta mezcla en un litro de agua y hervir durante 10 minutos.
  • Dejar enfriar, colar y tomar 1 taza al dia

 

Receta 2: 

  • Mezclar a partes iguales:
    • melisa,
    • ulmaria
    • flor de trébol rojo
  • Poner una cucharadita de esta mezcla en una taza de agua hierviendo
  • dejar reposar 10  minutos, colar y tomar 1 al día

 

 

Aceites esenciales para el lupus

El aceite esencial de incienso resulta muy efectivo para reducir la inflamación, aplicarlo en la zona del cuello y donde duela.

El aceite de lavanda ayuda a tratar la inflamacion de la piel, aplicarlo en la zona afectada.

El aceite de Helicriso pude ayudar a tranquilizar las reacciones autoinmunes, aplicarlo en la zona del cuello

 

Recomendaciones para el lupus

Ejercicio:
Debe ser moderado, pero ayuda practicar entre 20-30 minutos de: caminar a paso ligero, natación, aeróbic acuático, tai chi, yoga, ciclismo, pilates o utilizando una máquina elíptica.
Reducción de Estrés

Meditación, yoga y acupuntura, pueden ayudar.

Otras formas de ayudar a manejar el estrés incluyen pasar tiempo en la naturaleza, técnicas de respiración, ejercicio, rezar, hacer un diario, la lectura, unirse a un grupo de apoyo y ver a un terapeuta.
Sueño

Las personas con lupus tienen que dormir al menos de ocho a nueve horas cada noche, y algunos necesitan también tomar una breve siesta durante el día para mantener la energía.

Usar  un humidificador en la habitación, para ayudar a mantener la piel húmeda.
Piel

Evitar la luz directa del sol durante las horas pico del día, especialmente de 9 a.m.-3 p.m.

Usar protector solar no tóxico con un SPF de 50 o superior.

Usar gafas de sol y un sombrero.

Evitar duchas muy calientes.

Tomar baños de sales de Epsom

 

 

Ninguna de las soluciones que aquí proponemos sirven como alternativa al tratamiento que pueda estar siguiendo, solamente proveemos información sobre algunos suplementos minerales y complementos nutricionales que pueden ayudarle a mejorar y aliviarle de los efectos secundarios de su tratamiento. No abandone nunca su tratamiento y consulte a su medico sobre como tomar complementos alimenticios.

Me encantan tus preguntas y comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies