Naturopatia

Tratamiento del Asma – Naturópata en Madrid

El asma es una inflamación anormal, crónica (o episódica) del tejido de las vías respiratorias, especificamente, el epitelio bronquial. Esta inflamación anormal causa espasmo muscular (constricción) de las vías respiratorias lo que hace especialmente difícil respirar.

El asma es una enfermedad de las llamadas crónicas que afecta a un gran número de personas y que si no se trata adecuadamente puede causar muerte. Es por esto, que la prevención de ataques de la misma y la reducción de la gravedad es de suma importancia.

Hasta ahora en Naturopatia se sabia que el asma se producía cuando los niveles de acidez se vuelven demasiado altos en los pulmones. Y todas las curas naturales, iban dirigidas a alcalinizar el árbol bronquial. Pero en ciertas ocasiones y tipos de asmas crónicas, esta solución, si bien mejoraba la situación, no terminaba de solucionarla.

De manera que sin olvidarnos de alcalinizar el sistema respiratorio, se comenzó a investigar la causa de los tipos de asma que no se podían solucionar con los métodos tradicionales.

En los últimos tiempos, numerosos investigadores están descubriendo y constatando la relación entre esta enfermedad, los problemas de metilación, la permeabilidad intestinal, alergias e intolerancias alimentarias, la deshidratación, toxinas ambientales e incluso la exposición a pesticidas.

 

 

Asma y defectos de metilación

La metilación es un proceso importante en el cuerpo. Sucede en cada célula y órgano del cuerpo más de mil millones de veces por segundo. Es la acción de transferir un grupo metilo o un átomo de carbono unido a tres hidrógenos de una molécula a otra.

La llamada metilación, está implicada en la síntesis de ADN, la detoxificación, la mielinización de los nervios, la síntesis de los neurotransmisores y está directamente relacionada con el glutatión, el antioxidante maestro. También participa en la función de las mitocondrias, y produce carnitina, fosfatidilcolina, melatonina y coenzima Q10.

Cuando hablamos de la llamada submetilación, estamos refiriendonos a que hay grupos metilo insuficientes para que este proceso ocurra. Como resultado de esto, el cuerpo produce y retiene histamina de más. Estos altos niveles de histamina pueden provocar alergias, asma y otros problemas como exceso de ácido estomacal y la llamada rinitis alergica crónica.

Hay nutrientes directamente relacionados con que se produzca una metilación adecuada que termina manteniendo la histamina bajo control. Estos nutrientes son: la metilcobalamina y la adenosilcobalamina, que son las formas metiladas de la vitamina B12, tambien necesitamos folato (natural de los alimentos, no acido folico artificial), vitamina B2, magnesio, zinc, colina y azufre en forma de MSM.

Una consecuencia directa de esta submetilación es que los niveles de coenzima Q10 disminuyen exgeradamente, creando un círculo vicioso con la inflamación del cuerpo y las alergias, que también acrecientan la deficiencia de coenzima Q10, lo que conduce a problemas continuos de inflamación, alergias y asma. Y además, la coenzima Q10 ayuda que el glutation participe en el proceso de metilación.

 

 

Asma e IL-13

Parece ser, según una investigación publicada acerca de la metilación del genoma, que estos defectos de metilación, alteran el compuesto inflamatorio inmunitario IL-13 (interleucina-13), que es el encargado de activar los genes asociados con el asma.

En esta investigación, descubrieron que cuando se altera el equilibrio de la metilación, mediante su interrupción, compuestos inflamatorios y ciertos glóbulos blancos inundan el tejido de la vía aérea creando bronco-constricción o asma.

Antes esto, también hay que decir, que la curcumina, un compuesto de la curcuma, es uno de los compuestos conocidos para aliviar la hiperreactividad y la inflamación dentro del tejido respiratorio reduciendo la sobreactividad de la IL-13.

 

Asma e intestino

Mucho antes de que se empezará a hablar y conocer el síndrome de intestino permeable, un artículo de investigación (Anales de Alergia, 1976), ya discutia el vínculo entre la inflamación de la pared intestinal y la permeabilidad de la misma, vinculándola al desarrollo del asma. Recientes investigaciones han confirmado que existe una alta prevalencia de permeabilidad intestinal con asma moderada a severa. El componente de enlace puede ser la IL-13.

Este compuesto inflamatorio IL-13, se encuentra también en el tracto intestinal. Al igual que en los pulmones, y se sabe que el exceso de cantidad de IL-13 causa daño inflamatorio. Cuando está activado y en grandes cantidades en el tracto digestivo, se ha demostrado que se produce inflamación y conduce a una mayor permeabilidad intestinal o el llamado síndrome de intestino permeable.

La medicina tradicional, para tratar el asma no profundiza en la salud intestinal y la permeabilidad intestinal, sino que se centra sólo en el tracto respiratorio. Si queremos ganar la batalla contra el asma, debemos aprender a reparar el revestimiento intestinal, reducir la permeabilidad intestinal, moderar la IL-13 y ayudar a reactivar la metilación.

 

 

Asma inducida por ejercicio

Las alergias alimentarias son otro vínculo con el asma. De hecho, existe un tipo de asma llamado “asma inducida por ejercicio”, que es causada por el consumo de trigo.

Cuando los personas que la padecen consumen trigo y luego 1-2 horas más tarde se dedican a la actividad aeróbica intensa, pueden desarrollar una reacción tan fuerte, que en algunas personas puede desencadenar anafilaxia.

El mecanismo por el que este problema se produce, parece ser que es porque el consumo de trigo/gluten puede causar una permeabilidad intestinal ampliada, causada por una sustancia natural que se encuentra en el gluten, la zonulina, mientras que al mismo tiempo, la actividad física provoca una inflamación aguda en todo el cuerpo mediante la inundación de la sangre de productos quimicos inflamatorios como el IL-13; el ejercicio físico hace que cualquier sustancia en la sangre se propague más rápidamente por todo el cuerpo.

El ejercicio no es el único desencadenante del asma. La exposición ocupacional al trigo es un problema que puede conducir al llamado asma del panadero o rinitis del panadero.

 

 

Asma e Hidratación

Nuestro cuerpo, necesita agua para funcionar y a veces no bebemos el suficiente agua, las necesidades de cada persona varian según su peso. Si dividimos lo que pesamos entre 7 nos dará la cantidad de vasos de agua que necesitamos beber al día.

El principal consumidor de agua de nuestro cuerpo es el cerebro, de manera que cuando falta agua da orden a los pulmones de producir histamina y así consehuir que se contraigan para evitar la perdida de agua a través del aliento en forma de vapor de agua.

No todas, pero muchas condiciones asmáticas mejoran en gran medida cuando aumentamos nuestra ingesta de agua.

 

Tratamiento del Asma

El asma crónica no es sólo un problema aislado de los pulmones; es impulsado por numerosas problemas en todo el cuerpo. Conocer estos problemas subyacentes y abordarlos nos ayuda a luchar contra el asma y reducir sus consecuencias.

Algunos suplementos que nos pueden ayudar a luchar contra este problema en todo el cuerpo son:

 

Los probióticos

Los llamados probióticos o bacterias beneficiosas,están resultando ser muy útiles, en la prevención de los trastornos relacionados con el asma.

La investigación también muestra que los animales tratados con Lactobacillus tenían niveles más bajos de IL-13 y eran capaces de mejorar la permeabilidad intestinal reduciendo así el riesgo y la gravedad del asma.

Hasta tal punto que la WAO (World Allergy Organization) dentro de sus directrices para la prevención de alergias y la inflamación como consecuencia de la alérgica, recomienda el uso de probióticos en mujeres embarazadas, lactantes, bebés y niños que tengan un alto riesgo de desarrollar alergia.

 

Nutrientes

El aceite de pescado: El Omega 3 juega varios papeles en esta unión de problemas que desencadenan el asma como son la permeabilidad intestinal, la inflamación alérgica y el asma.

Complementar nuestra dieta con ácidos grasos omega-3 es una atractiva intervención no farmacológica que puede beneficiar al asma”.

Gamma-tocotrienol:  es una forma de vitamina E con grandes propiedades protectoras del asma alérgica. En los ultimos  estudios, se constató como esta vitamina, reducía la inflamación asmática alérgica en el tejido pulmonar en mucho mayor que la vitamina E estándar (alfa-tocoferol) o el esteroide prednisolona.

Vitamina D: La falta de vitamina D también se ha relacionado con la inflamación bronquial y el asma en niños.

 

 

Resumen

Si tiene problemas con la metilación, un complejo vitamínico con formas metiladas de vitaminas B puede ser una opción. En su defecto, podemos consumir alimentos ricos en azufre, como cebollas, rábanos, huevos, verduras crucíferas, e incluso proteína de suero de leche .

Si hay alergias crónicas presentes, es probable que los niveles de coenzima Q10 no sean los adecuados. La quercetina y la vitamina C son antihistamínicos naturales y ayudan a amortiguar las respuestas alérgicas. También vimos que los aceites de pescado omega-3 (DHA y EPA), curcumina, y la forma súper cargada de vitamina E (gamma-tocotrienol) proporcionan protección contra la inflamación alérgica. Varios de estos mismos nutrientes ayudan a sanar la pared intestinal y reducen la permeabilidad intestinal. Considere esto junto con una dieta rica en alimentos fermentados y probióticos para repoblar de bacterias buenas el tracto intestinal.

 

MAS INFORMACION TF 91 032 75 99

1 Comentario

Me encantan tus preguntas y comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies